La ikastola de Boise se puso en marcha hace 17 años, en el año 1998 y  tiene la particularidad de ser la única existente fuera de Euskal Herria. Tras compartir edificio en el campus de la universidad con otro grupo, la semana pasada inauguró su propio edificio. Al acto asistió entre otros Dave Bieter, el alcalde de Boise. Fue una noticia de gran trascendencia  y por ello muchos de los asistentes al Jaialdi están aprovechando para visitar la nueva ikastola.

Mara Davis es la actual directora, y a pesar de que las últimas semanas han sido agotadoras para ella debido a los últimos preparativos, ahora se muestra muy feliz con el resultado obtenido y dice que el cambio supone un gran paso a delante: “En el edificio anterior no disponíamos de espacio suficiente para todos los niños. Además, el tener que compartir trae consigo ciertas limitaciones. Por ejemplo, a la hora de utilizar el material la situación es bastante compleja. Ahora en cambio, los niños tienen más confianza en si mismos y a consecuencia se siente más seguros y están más alegres”. Aparte de lo mencionado, ahora disponen de varias aulas y un espacio exterior, lo cual les aporta mayor comodidad.

20221315005_b0258b95f9_z

Mara Davis, directora de la ikastola

La razón de la creación de la ikastola fue clara, trabajar para mantener viva la lengua y dar a los niños de origen vasco la oportunidad de aprender euskera. “Muchos padres no saben euskera, y no quieren que a sus hijos/as les suceda lo mismo. Además, el aprender euskara les posibilita hablarlo con sus abuelos y abuelas y eso es muy especial”.

Sin embargo, para hacer viable  ese objetivo era necesario un sustento económico. “Para poner en marcha la ikastola fue primordial la ayuda del Gobierno Vasco”. Aún siguen recibiendo dicha ayuda año tras año, siendo esta una de las bases de la financiación económica, y según Daves sin esa aportación ese proyecto no se podría llevar a cabo. Aparte de eso, la ikastola se mantiene gracias a la cuota que pagan los niños/as. De todas formas, para sacar adelante cualquier proyecto en la comunidad vasca es necesaria la ayuda de los voluntarios, aspecto que Daves destaca especialmente.

Murala

Mural

Desde el comienzo se han dado muchos cambios, entre otros destaca el incremento del número de los alumnos. En los primeros años tan solo había ocho niños/as, y hoy en día en cambio hay un total de 22. La mayoría de ellos son de origen vasco, pero también hay quien no tiene raíces en las Euskal Herria. “Yo creo que hoy en día la gente le da mucha importancia a aprender un segundo idioma, sobre todo en edades tempranas. Aquí en Boise la comunidad vasca es muy grande y a pesar de que mucha gente no tiene descendencia vasca, tiene cierto interés por el euskera”.

Los niños/as comienzan en la ikastola a los tres años y tienen la opción de estar hasta los seis. Después, sin embargo, no hay posibilidades de que sigan estudiando en euskera y eso dificulta la continuidad del trabajo realizado hasta entonces. “Sería maravilloso que pudieran seguir estudiando en euskera al dejar la ikastola. Pero, como no cabe esa opción, nosotros tratamos de reunir a los exalumnos una vez al año para que puedan practicar el euskera. De todas formas, no es suficiente”.  A pesar de todo, en la ikastola obtienen una base sólida que les facilita su aprendizaje cuando lo retoman en un futuro.

20033285918_9e96487364_z

La Ikastola por dentro

En lo que a los profesores/as respecta, en la ikastola trabajan dos profesoras, Oihana Andion y Megan Vondemkamp. “A veces es complicado conseguir maestros/as. Pues bien, se necesita un visado para trabajar en Estados Unidos, los cuales tienen una duración de 15 meses. Aunque aquí podamos encontrar gente que habla en euskera, no tienen el título necesario para ejercer”.

El material que se utiliza en la ikastola es traído de Euskal Herria. Hasta hace unos años usaban el proyecto Urtxintxa, hoy en día, en cambio, trabajan con Nubaris. “Este proyecto es maravilloso, dado que es muy útil para los/las profesores y muy cercano para los alumnos. Contiene muchos colores, música e historias ”.

20221290365_4d14df8bcc_z

Ikastola

De cara al futuro el objetivo es seguir trabajando en la misma línea y expandirse. “La localización del nuevo edificio nos aporta mayor visibilidad, y queremos aprovecharlo para atraer a más niños/as ”.

Más fotos de Boise

 

gaztebizhitza_logoa
GazteBizHitza es un servicio de la Dirección de Juventud y Deportes del Gobierno Vasco. El portal Gaztebizhitza ofrece orientación y asesoramiento gratuitos sobre Estudios, Trabajo y Vivienda para las personas jóvenes.

Bloggers de Goazen Boisera (Naroa Elortegi y Mikel Ibargoien) Informando sobre el Jaialdi 2015 de Boise