Sara Rey_02 ¿Qué relación puede haber entre Galicia, Euskadi y Bosnia-Herzegovina? Que se lo pregunten a Sara Rey (24 años), que es gallega (nacida en Xove) y está desarrollando su Servicio Voluntario Europeo en Mostar (Bosnia-Herzegovina) por medio de una asociación de envío de Euskadi, Inter Europa Euskadi. “Es lo que tiene Internet”, nos dice. Solo lleva un mes allí y ya está entusiasmada con el proyecto, la ciudad y su gente.

¿En qué consiste tu proyecto?

Mi proyecto en teoría estaba formado por dos partes: una, en la asociación con discapacitados psíquicos Sunce y, otra, en un centro juvenil, Abrasevic. Al llegar aquí descubrimos que en el centro juvenil no quieren voluntarios, pero sí colaboraciones esporádicas.

¿Cómo es Mostar?

Mostar es un pueblo de unos 100.000 habitantes, aunque una vez que llegas aquí la verdad es que te da la sensación de ser mucho más pequeño. Tiene un casco histórico precioso (pequeñito pero entrañable), un puente increíble y un río de un color turquesa de película. De momento está haciendo un tiempo estupendo, muchísimo sol. Los árboles empiezan a perder sus hojas, lo que da un aspecto genial. L@s otr@s voluntari@s que han estado aquí todo el año dicen que el cambio de estaciones es sensacional. ¡Habrá que verlo!

Sara Rey_03La ciudad esta dividida en dos partes (hasta el 2004 el puente estuvo destruido), una parte bosnia y musulmana, y otra croata, católica. Esto hace que casi parezcan dos ciudades diferentes. El cambio de una parte a otra es increíble, hasta puedes pagar con monedas diferentes. Y la lengua, aunque parecida, es diferente. Es precioso escuchar la llamada de la mezquita mezclándose con las campanas en la lejanía… ¡de peli, vamos! (que bucólico me quedó).

En el corazón de los Balcanes, Mostar está genial comunicado (si bien es cierto que las carreteras dejan bastante que desear…). Hay buses directos a un montón de países europeos. Ya hemos estado en Croacia dos veces.

¿Y cómo es la gente de Bosnia Herzegovina?

La gente muy acogedora, tanto en la asociación, la casera, en las tiendas… Muy bien. Mucha gente habla ingles, lo que de principio facilita mucho las cosas. También conocemos a varios chicos de la ciudad, y son muy majetes también. Aquí la comunidad internacional es numerosa también. Hay otros muchos voluntarios europeos. ¡Genial vamos!

¿Qué tal te las arreglas con el idioma?

Sara Rey_04Pues, como dicen aquí: “Polaco”. Es decir, despacito. Tenemos un profe de bosnio-serbio-croata, porque referirte a un solo idioma es como que digan que en Euskadi solo se habla castellano. Así que mezclando, y con la cabeza echa un lío. La casa llena de notas con el nombre de las cosas y repitiendo siempre las mismas frases, claro. La verdad es que todavía llevamos aquí un mes y entre adaptarnos a la ciudad y hacer alguna excursión… Esta semana nos cambiamos a la que será nuestra casa definitiva, a las afueras de la ciudad (ahora hemos estado viviendo en el centro-centro). Así que sin mucho tiempo para estudiar a fondo. ¡Pero todo se andará! ¡Acabaremos declinando genial, vamos! Y de momento, pues en ingles, mejorándolo cada día, aunque quiero coger soltura con el idioma local, pues con nustr@s usuari@s en la asociación ¡es imprescindible!

 

Mostar (wikipedia)