Edimburgo (la capital de Escocia) es una de las ciudades más bonitas de Europa. A Axier Carrasco (25 años, Vitoria-Gasteiz) le ha cautivado. “Os podría hablar maravillas de la ciudad y nunca se acercaría a la increíble experiencia que supone recorrer sus calles, tomarse un té mientras lees un libro y ves el castillo al fondo, tomarse unas cervezas con los amigos en un típico pub…”, nos dice. “La gente es muy agradable, aunque a veces es difícil entenderles sobre todo dependiendo de donde sean (en ciertas zonas hablan más escocés que ingles y el acento puede ser bastante cerrado)”. Y el clima parece que tampoco le desagrada: “los veranos son bastante húmedos y el otoño es realmente bonito, bastante seco. El mayor problema es el viento que hace que la sensación de frío, a veces, sea heladora”.

Axier está viviendo desde el pasado mes de julio en Edimburgo, y allí seguirá durante doce meses. “Desde hace mucho tiempo me rondaba la idea de tomar parte en un Servicio de Voluntariado Europeo (SVE). Siempre he creído que tenía que ser una gran experiencia irte como voluntario a otro país, conocer otra cultura, otras personas, otras asociaciones, otra forma de trabajar, aprender otro idioma… y el SVE me permitía hacer todo esto”, nos ha contado Axier.

Su trabajo como voluntario lo desarrolla en varias asociaciones de la capital escocesa: “En Muirhouse Youth Development Group trabajo con jóvenes de entre 12 y 25 años organizando actividades al aire libre, deporte, talleres de arte y manualidades. También colaboro con otras asociaciones como The Heaven, con padres y madres que tienen hijos e hijas menores de 5 años; en Children.inc, con personas con necesidades educativas especiales; en Black Community Development Project (BCDP), con minorías étnicas; y con el profesor de actividades al aire libre del colegio voy dos días por semana a hacer senderismo en montaña y costa, canoas, piragua, escalada, orientación, bicicleta de montaña, y actividades de este tipo. Todas estas asociaciones trabajan en el Norte de Edimburgo, en Muirhouse o en Pilton”.

Axier nos ha contado que Edimburgo, a pesar de ser la capital de Escocia, es la segunda ciudad más grande de este país. La más grande es Glasgow, que aglutina el 40% de la población. Escocia no tiene muchas ciudades grandes, y el concepto de “ciudad” y “pueblo” varía mucho con respecto a nuestro concepto de “ciudad” y “pueblo”. Las poblaciones más importantes de Escocia son Glasgow, Edimburgo, Perth, Inverness y Aberdeen.

“Edimburgo tiene cuatro universidades, por lo que es una ciudad con mucha vida universitaria y con una amplia oferta cultural. El Festival de Edimburgo, que realmente son varios festivales, convierte la ciudad en la capital mundial del espectáculo durante el mes de agosto. Es realmente increíble, teatro, música, libros, espectáculos callejeros, humor… ¡es para vivirlo!“, asegura Axier Carrasco.

En breve tendremos la oportunidad de conocer mejor Escocia, Edimburgo y el trabajo que está desarrollando Axier como voluntario.

 

 

Axier Carrasco-05 Axier Carrasco-06

Axier Carrasco-07